Los efectos del Covid-19 en las PYMES

Los efectos del Covid-19 en las PYMES
Autor
Escrito por Círculo Legal

Categoría: Publicaciones

Fecha: abril 14, 2020

España es uno de los países europeos más afectados por la pandemia Covid-19. La rápida expansión de este virus ha obligado a España, como al resto del mundo, a tomar medidas drásticas para reducir la propagación del virus y evitar un colapso del sistema sanitario. Han sido numerosas las medidas tomadas por el Gobierno y muchas de ellas, como es lógico, han incidido directamente en la actividad económica. En este sentido, debemos reseñar las medidas acordadas a través de Real Decreto 463/2020, el pasado 17 de marzo de 2020 y el Real Decreto-ley 10/2020, de 29 de marzo.

En un primer momento, a través de Real Decreto 463/2020, el pasado 17 de marzo de 2020 al mismo tiempo que decretaba el estado de alarma y se limitaba la movilidad de los ciudadanos, se acordaba también el cese temporal de todas aquellas actividades de minoristas, es decir, aquellas que tenían como cliente final al consumidor.

Si bien esta medida afectó considerablemente a la actividad económica española, parte de la misma podía seguir desarrollando su actividad. No obstante, dada la situación epidemiológica, finalmente, a través del citado Real Decreto-ley 10/2020, de 29 de marzo, se acordó el cese temporal de toda actividad económica, que no pudiendo realizarse en la modalidad de teletrabajo, no tuviese la consideración de actividad esencial.

Es innegable que estas medidas extraordinarias se toman en un momento excepcional y atendiendo a razones de necesidad social. Pero, ¿Qué pasa con las PYMES que empiezan ya a observar en su tesorería los primeros efectos del COVID-19?

El Gobierno en España, consciente de la necesidad de paliar las consecuencias económicas que el Coronavirus producirá en nuestro tejido empresarial, ha acordado importantes modificaciones normativas en diversas áreas, entre las que destacamos:

  • En el sector societario se han adoptado medidas encaminadas a proteger al tejido empresarial, a adaptar el funcionamiento de los órganos societarios a la situación actual y a proteger a los órganos de administración por las deudas contraídas durante el estado de alarma.
  • En materia concursal, conscientes de las tensiones de tesorería por las que pasarán muchas empresas, con idea de facilitar la recuperación económica de las Pymes se han suspendido los plazos, exonerado de forma temporal de la obligación legal de presentar concurso e impidiendo que sean los acreedores quienes inicien el procedimiento concursal.
  • En materia laboral se han facilitado las gestiones y actuaciones para la tramitación de los Expedientes de Regulación de Empleo Temporal (ERTE) y se ha creado el permiso retribuido recuperable.
  • En cuanto a los créditos empresariales, el Estado avalará el 80% del riesgo de los préstamos que soliciten las pequeñas y medianas empresas, con una línea de crédito de 10.000 millones de euros que gestionarán y aprobarán las mismas entidades financieras.

Pese a que estas son las medidas más importantes hasta la fecha, dadas las circunstancias, no es descartable que el Gobierne acuerde más ayudas que ayuden a paliar los efectos de la situación generada por COVID-19.

Otras publicaciones…