Mediante la Comunicación “A” 5588 el Banco Central de la República Argentina incorporó en sus textos ordenados los procedimientos por los cuales las entidades financieras deberán identificar a sus clientes alcanzados por las disposiciones de la Ley FATCA y por el Estándar de la OCDE.

La ley FATCA, inserta en una norma de promoción del empleo de EEUU del 2010, introduce obligaciones a las instituciones financieras extranjeras -incluyendo empresas fachadas y otros trust – de recolectar y reportar un conjunto de información sobre sus clientes estadounidenses, sean personas naturales o jurídicas, que tengan más de 50 mil dólares en activos financieros. Dicha información deberá ser remitida al IRS.

El incumplimiento de estas obligaciones, originaría como penalidad, la retención por parte del IRS de un porcentaje de los intereses, dividendos, u otros pagos hechos por las instituciones financieras a los inversionistas. Asimismo, las instituciones financieras involucradas asumirían penalidades, siendo además objeto de seguimiento especial por la IRS. Estas disposiciones se encuentran vigentes desde el mes de enero de este año.

En el marco de la cooperación en materia tributaria internacional, el Banco Central de la República Argentina (“BCRA”) emitió la Comunicación “A” 5588 sobre “Cuentas a la vista abiertas en las cajas de crédito cooperativas”, “Depósitos de ahorro, cuenta sueldo, cuenta gratuita universal y especiales”, “Depósitos e inversiones a plazo” y “Reglamentación de la cuenta corriente bancaria” con el fin de exigir a las entidades financieras que arbitren las medidas necesarias para identificar a los titulares de cuentas alcanzados por las disposiciones de la Ley de Cumplimiento Fiscal de Cuentas Extranjeras (Foreign Account Tax Compliance Act – FATCA) de los Estados Unidos y por el Estándar de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) para el Intercambio Automático de Información en Asuntos Fiscales.

Concretamente, las entidades financieras deberán incluir en los legajos de sus clientes que resulten alcanzados la siguiente información:

  1. En el caso de personas físicas (abarcando también aquellas que controlen entidades no financieras del país comprendidas), además de los datos sobre nacionalidad y lugar y fecha de nacimiento, la información sobre el país de residencia fiscal y el domicilio y número de identificación fiscal con la pertinente documentación respaldatoria.
  2. En el caso de personas jurídicas y otros entes, el país de residencia fiscal y el domicilio y número de identificación fiscal en ese país.

Asimismo, se aclara que los alcances y las definiciones referidas a sujetos alcanzados, cuentas y datos a suministrar, así como los procedimientos de debida diligencia deberán entenderse conforme a los términos del documento “Standard for Automatic Exchange of Financial Account Information – Common Reporting Standard” aprobado por la OCDE.

La Comunicación reafirma que las entidades financieras deberán cumplir con los resguardos de secreto bancario a que se refieren el artículo 39 de la Ley de Entidades Financieras N° 21.526, y sus modificatorias, y el artículo 5, ap. 2, inc. e) de la Ley de Protección de Datos Personales N° 25.326, y sus modificatorias.

Finalmente, la Comunicación establece que toda la información sobre los clientes alcanzados deberá ser presentada ante la Administración Federal de Ingresos Públicos, de acuerdo con el régimen que esa Administración establezca.

 

Autor:  Martínez, Solana & Subotiak Abogadas
Martínez, Solana & Subotiak Abogadas